Honduras suma 271 muertos y 6.935 contagios de COVID-19

La cifra de muertos por la COVID-19 en Honduras aumentó este martes a 271, mientras que la de contagiados a 6.935, en la fecha récord de pruebas de laboratorio PCR practicadas, con 1.097, informó el estatal Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager).

Hasta ahora, las pruebas de laboratorio apenas habían superado las 600, pero hoy superaron las 1.000, de las que 485 dieron positivo, en el también segundo registro más alto de nuevos enfermos registrado desde marzo, cuando fueron confirmados los primeros dos contagios con la COVID-19.

De nuevo, la región del valle de Sula, en el que figura el departamento de Cortés, en el norte del país, y Francisco Morazán, centro, sumaron la mayor parte de los 485 nuevos casos de contagios con la mortal enfermedad, según el informe oficial del Sinager.

Del total de personas contagiadas, 665 permanecen hospitalizadas, de las que 386 presentan un cuadro estable, 227 están en condición grave y 52 reciben atención en unidades de cuidados intensivos.

La cifra de pacientes recuperados, con 47 nuevos casos, ascendió a 787, señaló el Sinager.

ECONOMÍA ESTÁ MUY GOLPEADA

El presidente hondureño, Juan Orlando Hernández, dijo hoy que la débil economía del país “está golpeada fuertemente”, a causa de la COVID-19.

“La crisis económica que se cierne sobre nosotros, repito, es terrible, y por eso nuestra responsabilidad de esta apertura es que sea inteligente, escuchando a quienes son especialistas en la materia”, enfatizó Hernández al referirse a la reactivación económica, que se inició el lunes, de manera gradual.

Fuentes médicas que están al frente de la lucha contra la pandemia, coinciden en que la reactivación económica repercutirá con más casos de la COVID-19, enfermedad cuyo pico sigue en ascenso.

“Sé que tomamos las decisiones más drásticas y radicales en encerrarnos. Yo sabía que esto iba a tener una consecuencia que es un golpe a la economía y eso significa pérdidas de empleos, significa hondureños pasando a extrema pobreza, significa cierre de empresas”, dijo el mandatario de los hondureños.

En su opinión, la pandemia y la economía se deben manejar de manera prudente.

“Si la economía se nos cae, no tendremos cómo darle soporte a todo el aparato que se mueve diariamente para atender la pandemia”, señaló Hernández, quien además reiteró que ante la emergencia sanitaria que vive el país, “primero es la salud del pueblo”.

De nuevo, Hernández le pidió a la población tomar todas las medidas de seguridad para que la recuperación económica marche sin problemas.

La reapertura económica, recalcó Hernández, “tiene que ser inteligente, porque si esto no se mantiene, los ritmos, los parámetros adecuados, tendríamos que volver al estado anterior de cosas, a volver a cerrar”.

“Por tanto, compatriotas, de todos nosotros, de cada uno de nosotros depende mantenernos prudentemente avanzando y manejando las dos cosas al mismo tiempo”, acotó.EFE



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *