Joven es apuñalada por su ex pareja en Managua.

La joven Seylit Jacqueline Parrales Sevilla, de 25 años, fue llevada en estado grave al hospital Velez Paíz de Managua, tras ser apuñalada por su ex pareja,en el barrio El Recreo.

El agresor, identificado como Gerald Josué Álvarez Rojas, de 28 años, fue golpeado y capturado por pobladores y entregado a las autoridades.

Álvarez agredió a la joven con una navaja en la yugular y en su seno izquierdo en la vivienda de ésta, ubicada en el barrio El Recreo, en Managua. La mujer sobrevivió al ataque salvaje y fue trasladada al hospital Vélez Paiz, donde su estado es reservado.

Ruth Parrales, hermana de la víctima, cuenta que el hombre llegó a las 09:30 de la mañana exigiendo saber dónde estaba Seylit, de 26 años; y aunque ella quiso impedir que la viera, asegura, el hombre de manera violenta empezó a forcejear y gritar que necesitaba verla. Ambos se habían separado hace 17 meses y procrearon una hija de la misma edad.

“Se metió al cuarto y la agarró del cuello, yo lo quería separar pero sacó el arma: era una navaja, a mi me cortó cuatro dedo, y a mi hermana le dejó ir la navaja en el seno; y en su yugular le dio varias veces, le gritaba: ‘Si no vas a ser mía, no vas a ser de nadie’. Yo gritaba pidiendo auxilio, fue demasiado”, relató la hermana.

Parrales dijo que Álvarez es originario de Ciudad Sandino y que su hermana vivió un tiempo con él en ese municipio, pero se regresó al barrio El Recreo porque la maltrataba. Cuando la hija de ambos nació, Seylit decidió separarse y hacerse cargo de la menor, pero el hombre nunca la dejó en paz.

Parrales comenta que desde la semana pasada habían denunciado el acoso de Álvarez en el Distrito Tres de la Policía, pero solo lo llamaron a la delegación; y pusieron en alta voz una llamada que él estaba haciendo en ese momento, pero la persona que atendió aseguró que no escuchaba nada, por lo que no podían ayudarle.



Un comentario en “Joven es apuñalada por su ex pareja en Managua.

  1. Que broma, con la gente que no acepta que una relación ya terminó, merece todo el peso de la Ley, por ese acto tan horrible

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *