Posible formación de tormenta tropical generaría lluvias en la Costa Caribe.

Una tormenta tropical podría formarse a finales de esta semana en las aguas del Mar Caribe y generar fuertes lluvias en Nicaragua y Honduras según las proyecciones del Observatorio de Fenómenos Naturales (Ofena).

El agrometereologo Agustín Moreira, director de Ofena, asegura que es un sistema de baja presión que tiene una probabilidad de convertirse en un ciclón tropical en los próximos cinco días y su trayectoria sería con dirección hacia el Golfo de Honduras y posteriormente a la Península de Yucatán, en México.

Moreira aclara que este ciclón podría pasar a ser una tormenta tropical o un posible huracán, pero que no representa un peligro para el país, pero que generará fuertes lluvias a su paso frente a las costas del Caribe nicaragüense.

Según explica Moreira, el sistema de baja presión tendrá más acercamiento en nuestro territorio durante este miércoles y jueves; y transformará todas las condiciones actuales del tiempo, que han provocado en los últimos días fuertes lluvias a causa de la onda tropical número 24 que está ingresando al país; y que según Moreira, concentra su mayor fuerza en Bilwi, la zona de Waspam y del Triángulo Minero y tendrá influencias de desplazamiento hacia la zona del Pacífico. Las lluvias causaron severos estragos en diferentes partes del país.

De acuerdo con el último reporte del Centro Nacional de Huracanes (NOAA) de Estados Unidos la probabilidad de formación del ciclón tropical en los próximos cinco días es de un 80 por ciento.

Independientemente del desarrollo, fuertes lluvias e inundaciones será posible durante el fin de semana en partes de Nicaragua, Honduras, Guatemala, Belice y Península de Yucatán.

Además, este sistema podría traer impactos peligrosos de marejada ciclónica, viento, y fuertes lluvias en partes de las costas de Louisiana, Texas, y el estado mexicano de Tamaulipas a fines de este fin de semana y principios del próximo semana.

Sin embargo, la incertidumbre sigue siendo grande ya que el sistema aún no se forma. Los intereses en estas áreas deben monitorear de cerca el progreso de este sistema y asegurarse de que tengan su plan de huracanes en su lugar.

Los efectos de la posible tormenta tropical se van a percibir, según explica el especialista, de forma gradual con mayor incidencia en la zona del Caribe, zona del Pacífico por la influencia del Giro Centroamericano, y la zona Central, del Triángulo Minero hacia el norte del país. En el caso de la zona de Carazo, Rivas, Boaco, Chontales, Nueva Guinea, Río San Juan, Moreira insta a que tomen sus medidas de prevención como también las embarcaciones en el gran Lago de Nicaragua y el Lago Xolotlán, donde pueden haber vientos y algunas marejadas.

Un avión de reconocimiento de la Reserva de la Fuerza Aérea está programado para investigue el sistema el jueves por la tarde, si es necesario.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *