30 personas afectadas por ataques de abejas africanizadas en Estelí

Más de 30 estelianos, entre ellos cuatro bomberos, resultaron afectadas por ataques de abejas africanizadas en la catedral “Nuestra Señora del Rosario”.

El incidente ocurrió cuando el ciudadano Omar Antonio Quintero Estrada, de 28 años, cortaba las ramas de un árbol de pino, de más de setenta metros de altura, deteriorado en los últimos meses por las fuertes lluvias acompañadas de vientos huracanados.

Según testigos, Quintero había sido contratado por la alcaldía del municipio para cortar las ramas del árbol cuando las abejas se dispercieron desde un sitio agrietado de la Catedral, provocándole unas 80 picaduras.

Al lugar se hizo presente la Policía Nacional y miembros del Benemérito Cuerpo de Bomberos de Estelí, quienes restringuieron el paso vehicular y de peatones, en un área de dos manzanas a la redonda.

Pese al bloqueo, civiles accedieron a la zona resultando levemente afectados.

Las autoridades de la Cruz Roja esteliana, dispusieron de dos ambulancias para el traslado de los pacientes.

El Primer Comandante Marcio Roque, jefe del Benemérito Cuerpo de Bomberos de Estelí, dijo que trabajaron más de veinte bomberos unificados en la atención a la emergencia, y cinco especialistas han laborado en el exterminio de la colonia de enjambres de abejas.

Por su parte, el Ministerio de Salud orientó que se utilizará bombas para rociar humo y evitar que la enorme cantidad de abejas africanizadas deambularan por la ciudad.

Según Ramón Montano, jefe de la Dirección General de Bomberos, la zona se mantiene en alerta debido a que el árbol ha quedado desramado, y no se pudieron concluir la tarea de tala.

Mientras que el Comisionado Mayor Alejandro Ruiz, jefe de la Policía Nacional en Estelí, reveló que mantendrán las medidas de seguridad para evitar cualquier afectación de las abejas.

Los bomberos mayormente afectados son: Santos Quintero, Osmín Alvarado, Oscar Quintero, y Manuel Galeano según dio a conocer la doctora Laura Herrera quien estaba al frente del puesto de atención a los pacientes afectados por la emergencia y el cual fue instalado en el cuartel del Benemérito Cuerpo de Bomberos de Estelí, ubicado a una cuadra de la catedral. También resultaron perjudicados los bomberos; Thedys Henríquez, Cesar Toruño, Hamzzel Laguna, Carlos Cruz, y Francisco Mairena.

El capitán Carlos Cruz, de la Asociación Civil de Bomberos, concluyó con que se debe evitar sembrar los pinos en lugares poblados, porque al crecer los tallos delgados y altos de este tipo de árboles, son poco consistente y fácilmente se quiebran sus ramas con el viento.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *