Presentan a secuestradores de Niño de Chinandega.

Policía Nacional presenta a los delincuentes Maybell Junieth Baltodano Hernández, de 30 años y Magdiel Ramón Pérez Mendoza de 31 años, autores del secuestro del niño Arístides Osejo Baca, de 3 años, hecho que ocurrió el pasado viernes en el barrio El Rosario, en el municipio de Chinandega.

El Subdirector de la Policía, Comisionado General Francisco Díaz Madriz, tipificó la desaparición de un niño en Chinandega como Secuestro Extorsivo, e informó que los responsables son Maybell Junieth Baltodano Hernández y Magdiel Ramón Pérez Mendoza.

“Después de las investigaciones practicadas, logramos determinar que el móvil del hecho es el lucro personal, pretendían pedir rescate. El niño Arístides Osejo acompañado de la asistente del hogar Yelba Zepeda, viajaban en un triciclo conducido por el ciudadano Orlando Vásquez, procedentes del Colegio Portal de Belén hacia la casa de habitación del menor. En el trayecto, el triciclo fue interceptado por un automóvil Hyundai Eón color blanco, sin placas”, relató.

“Magdiel Pérez era quien conducía el vehículo y Maybell Baltodano era su acompañante, el conductor tenía cubierto su rostro con una capucha oscura y con pistola en mano intimidó a Yelba Zepeda, arrebatándole al niño de sus brazos, subiéndolo al vehículo y dándose a la fuga; posteriormente Maybell ocultó al niño en casa de un familiar en el reparto la Florida. En cuanto a Magdiel, este se trasladó a Managua a entregar el vehículo utilizado en el delito el cual era rentado”, añadió Díaz.

Entre las principales acciones investigativas y de inteligencia policial que llevaron al esclarecimiento del hecho están la búsqueda y circulación de sospechosos, la elaboración de retrato hablado, alerta en los puestos de control de fronteras, ubicación y entrevistas a los testigos en la ruta utilizada por los delincuentes.

Ambos serán procesados por el delito de Secuestro Extorsivo.

Por su parte Marcia Ramírez, titular del Ministerio de la Familia instó a las familias a ser cuidadosos con sus niños, manteniendo las debidas medidas de seguridad y sobre todo a confiar en el modelo de seguridad del país.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *