Rungvisai noquea a “Chocolatito” González y retiene corona 115 libras.

El Román “Chocolatito” González (46-2, 38 KO) que conocimos durante años se extinguió. Srikaset Sor Rungvisai (44-4-1, 40 KO) se encargó de enterrarlo en la madrugada del domingo con un par de combinaciones demoledoras que todavía se repiten una y otra vez en la memoria de quienes vieron el combate.

Nicaragua entera se puso de pie cuando González fue por primera vez a la lona en el cuarto asalto, el resto de los fanáticos del orbe no pudo contener el aliento cuando el árbitro decretó el fin del combate .

“La pelea anterior me preparé en dos meses y gané, en esta empleé cuatro y le noqueé”, así resumía Sor Rungvisai su segunda pelea ante Román ‘Chocolatito’ González. El tailandés se confirmó como la kyrptonita del nicaragüense, quien sólo ha sumado dos derrotas en 48 combates, ambas ante Rungvisai.

En su segundo duelo el nicaragüense salió sin chispa, no dio sensación de poder imponerse y acabó tendido sobre la lona. Vapuleado por la superioridad de su rival.

Chocolatito estudió muy bien a su rival y lo demostró en el primer cabezado del tailandés. Protestó al árbitro y así lo repitió en el resto de ocasiones. Además, imprimió ritmo a su boxeo y quiso evitar la larga distancia. Hasta ahí llegó. Fuera de esos dos aspectos, el nicaragüense nunca dio la sensación de poder ganar. Lo intentaba, se llevó alguno de los asaltos, pero siempre Sor Rungvisai le cazaba a la contra. Donde le hacía daño e igualaba la balanza.

González no era el mismo de siempre y se notaba. Anímicamente su derrota anterior fue dura y al ver al tailandés sobre el ring los fantasmas se le volvieron a aparcer. Él quería dominar, pero se vio sometido en el cuarto asalto. En un contragolpe le pilló con una derecha y le mandó a la lona. Quedó tocado, se levantó… pero la situación pintaba mal. Sor Rungvisai no se precipitó, esperó que Chocolatito volviese a cubrirse mal y le noqueó.

Esta vez no hubo reacción, la leyenda quedaba inerte en el suelo. Segunda derrota, esta vez sin discusión y un futuro complicado para el excampeón. Con la subida de peso ha ido perdiendo potencia en su pegada, algo que le fue lastrando hasta que se topó con alguien que lo convirtió en debilidad.

“Estábamos intercambiando golpes, pero los suyos eran más fuertes que los míos, y me pegaba duro”.
“Estaba muy dañado cuando caí la segunda vez, pero creo que voy a estar bien”, dijo Chocolatito González en su primera entreivista al sitio web Boxing Scene.También anunció buscar un quinto título y retirarse del boxeo.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *